¿Qué es el Growth-Hacking y cómo puede ayudar a tu negocio?

Construir una presencia online sólida es clave para el crecimiento de tu pequeña o mediana empresa. Todo empieza con el lanzamiento de tu página web pero continúa gestionándola de manera eficaz, generando tráfico y aumentando tu audiencia y clientes. Independientemente de la etapa digital en la que te encuentres, tenemos cientos de consejos prácticos probados para ayudarte a crear tu presencia online con éxito este año, tanto por nuestro equipo como por los autores invitados.

La segunda entrega de nuestra serie de artículos sobre cómo tener una presencia online de éxito para pequeñas empresas es un post invitado de Mike Hale, el propietario de una agencia boutique de marketing digital y desarrollo de sitios web. También es uno de los WordPress Ambassadors de SiteGround. Ha escrito una introducción al Growth-Hacking donde comparte consejos prácticos que pueden ayudar a que tu negocio tenga éxito más rápido.

En los últimos años ha sido prácticamente imposible evitar las conversaciones sobre Growth-Hacking. Algunos lo clasifican como el arma secreta del marketing o la llave necesaria para el éxito, mientras que otros prefieren no hacen caso a todo este ruido y lo clasifican como exageración.

¿Qué es exactamente el Growth-Hacking? ¿Es algo que necesitas empezar a hacer?

Si piensas en un “hack” como un atajo o una mejor forma (sin intención) de usar algo, empieza a tener algo más de sentido. En general, un growth hack es una táctica a pequeña escala y de bajo coste, en términos de esfuerzo y dinero. También necesita ser medible, escalable, repetible y alineado a un objetivo real de la empresa.

Growth-Hacking es un proceso de experimentación rápida a través de diversos canales para identificar las formas más eficientes de hacer crecer un negocio.

¿Qué intentas hacer crecer? ¿Tu audiencia? ¿Tus conversiones? ¿Ventas? ¿Todo lo anterior?

Elegir las tácticas adecuadas y cuándo implementarlas es clave para cualquier campaña de marketing de crecimiento.

Los ejemplos más famosos son:

  • Dropbox aumentó su base de usuarios en un 3900% con un programa simple que recompensaba con espacio adicional a cada usuario que refería a nuevos usuarios.
  • AirBNB logró saltarse las limitaciones de Craiglist y fue capaz de publicar sus propiedades en Craiglist.
  • Gmail y Pinterest empezaron solo con invitación, usando la escasez como desencadenante para que los usuarios se hicieran miembros.
  • Hotmail y su frase “Obtén un correo electrónico gratuito en Hotmail” incluida en la parte de abajo de cada correo electrónico enviado.

Pero ninguno de estos ejemplos fue fruto de la casualidad o simple suerte. Las compañías llevan a cabo docenas o incluso cientos de estos tests antes de encontrar el que funciona.

Growth-hacking es un proceso de rápida experimentación de canales para identificar las formas eficientes para hacer crecer una empresa.

Nunca fui fan de usar el término “hacking”. Prefiero llamarlo Growth Marketing, pero cuando te metes de lleno ves que es más como una ciencia.

Piensa cuando ibas al colegio y aprendiste el método científico:

  1. Hacer una observación
  2. Hacer preguntas sobre la observación
  3. Formular una hipótesis
  4. Llevar a cabo experimentos para probar la hipótesis
  5. Medir y analizar los resultados
  6. Probar (o desmentir) la hipótesis.

Vamos a suponer que tienes un blog muy popular que genera mucho tráfico. El tráfico a tu página web ha estado creciendo de forma estable pero, te das cuenta que las suscripciones a tu newsletter crecen de una forma más lenta. ¡Felicidades! Acabas de hacer una observación.

Ahora, obviamente, quieres que el crecimiento de tu suscriptores crezca de igual manera que tu tráfico. En este punto empiezas a preguntarte, ”¿Qué puede estar causando que las suscripciones crezcan tan lentamente?” Y más importante “¿Qué puedo hacer para remediarlo?” Tu hipótesis pasa a ser “Si muevo el botón de suscripción desde la barra de inicio al final de cada publicación en el blog, las suscripciones incrementarán”.

Ahora que tienes una idea que probar, llevas a cabo un experimento de marketing para probar el Test A/B, la localización de tu call-to-action para la suscripción y supervisa los resultados para ver qué opción funciona mejor.

Después de un tiempo, habrás obtenido suficiente información para analizar y tomar una decisión sobre el experimento y si ha validado tu hipótesis o no. Llevando a cabo varios experimentos rápidos y de bajo coste de un sola vez habrás ahorrado tiempo.

Si tu experimento prueba que estás en lo correcto, entonces sigue con la optimización que funcionaba. Por ejemplo, prueba a poner de diferentes textos y colores para el botón del call-to-action ahora que sabes cuál es el mejor sitio en la página con el mayor porcentaje de conversión. Si los resultados no prueban tu hipótesis, haz otra ronda de preguntas y experimentos hasta que encuentres la que funciona. No se necesita la magia, ¡solo es ciencia básica!

Algunos experimentos sencillos para empezar

Test A/B
Optimizador de Google es una forma sencilla y gratuita de añadir Test A/B a tu página web en WordPress añadiendo unos cuantos scripts.   

Empezar un programa de afiliados
Si vendes productos digitales en tu página web, AffiliateWP es un plugin premium que te permite gestionar a tu marketing de afiliados con una instalación sencilla y un reporte detallado.

Reutilizar contenido antiguo
Obtén más tráfico a tu página a través de contenido antiguo y creando artículos actualizadas o reutilizando contenido haciendo una infografía.

Chat en directo
Muchas de las mayores plataformas de chat online proporcionan plugins que son fácilmente integrables en tu página de WordPress.  

Lead Magnet
Creando un lead magnet, o "actualización de contenido", como una lista de cosas que hacer o chuleta que te permita saber qué gente se suscribe a tu newsletter.

Webinar
Alojando un webinar gratuito es una buena forma de llevar tráfico y conversiones a tu página web. Una vez más, hay muchas plataformas de webinar entre las que puedes elegir que te permitirán incorporar modelos de formularios de inscripción en tu página de WordPress.

Otras técnicas que puedes probar son:

  • Celebrar un sorteo
  • Crear una campaña de Influencer Marketing
  • Campañas PPC para llevar tráfico a tus landing pages
  • Organizar una newsletter semanal
  • Desarrollar contenido interactivo, como un cálculo de coste o asistente.
  • Implementar un sistema de bienvenida para llevar a los nuevos usuarios a través de tu página web.

Y no te detengas aquí… ¡Libera tu imaginación!

Growth marketing no es magia y no es siempre fácil pero, probando ideas nuevas y midiendo los resultados detenidamente, empezarás a ver el crecimiento y las conversiones que buscas.

¡Comparte tus propios consejos favoritos de “growth hack” en los comentarios!

Mike Hale es el dueño de una agencia boutique de marketing digital y desarrollo de sitios web que combina diseño, identidad de marca y estrategia para ayudar a los clientes a alcanzar sus objetivos. Ha estado desarrollando y trabajando con WordPress desde 2011 y tiene más de 20 años de experiencia en todos los aspectos del desarrollo de software, trabajando con startups y compañías de Fortune 500. También es uno de los WordPress Ambassadors de SiteGround.

Contestar

* (Requerido)